El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha adelantado este martes que la economía española creció el 3,1% en 2017, por debajo del 3,3% de 2016 y el 3,4% de 2015, según los datos del INE, lo que arrojaría un impacto mínimo de la cuestión catalana en las cuentas públicas, algo que podría notarse en el próximo año. La cifra deberá ser ratificada por el Instituto Nacional de Estadística en los próximos meses.

El líder del Ejecutivo ha afirmado este martes, en la inauguración del Spain Investors Day, que la etapa expansiva actual de la economía española “puede ser la más larga de nuestra historia”, ya que la economía crece de forma “fuerte, equilibrada, sostenible y con fundamentos sólidos”.




















Mariano Rajoy

El presidente insiste en que Catalunya es la “única sombra”





No obstante, Rajoy ha advertido de que la inestabilidad política en Catalunya constituye la “única sombra” que se cierne sobre la economía, lo que llevó al Gobierno a rebajar su previsión de crecimiento para 2018 del 2,6% al 2,3%, por lo que ha confiado en que “pronto” se conforme un Ejecutivo catalán que “acate el orden constitucional y de derecho y la situación política se normalice”.

El presidente del Gobierno ha señalado que las perspectivas son “muy prometedoras”, por lo que si se conforma un Gobierno catalán que acate “el orden constitucional y de derecho” el crecimiento podría ser “muy superior” al de los últimos años.









Mariano Rajoy

Rajoy afirma que el crecimiento podría ser “muy superior”





Si este escenario se confirma, ha asegurado que el crecimiento “probablemente” podría ser “muy superior” a las cifras de los últimos años y los catalanes serán “los más beneficiados”. “Sin seguridad jurídica, no cabe prosperidad económica”, ha enfatizado.

Rajoy ha repasado los principales indicadores económicos y ha subrayado que la economía española es hoy “mucho más competitiva” que antes de la crisis, lo que contribuye a una recuperación “consolidada” y unas perspectivas de crecimiento que “son buenas en el medio plazo”.


Un quiosquero ordena banderas en una tienda en Barcelona
Un quiosquero ordena banderas en una tienda en Barcelona
(Eric Gaillard / Reuters)

















En concreto, ha asegurado que España está en condiciones de seguir creciendo por encima de la zona euro y países como Estados Unidos, Canadá o Japón, con un crecimiento medio del 2,5% hasta 2020, cuando la tasa de paro se reducirá al 11% y se situará “cerca” del equilibrio presupuestario.

La deuda pública bajará entonces al 91% y habrá un superávit de cuenta corriente del 2%, ha apuntado Rajoy, quien ha insistido en que ello requerirá seguir aplicando la “fórmula” de los últimos años basada en la estabilidad presupuestaria y las reformas, pese al difícil entorno político.


Revisión al alza de las previsiones






El ministro de Economía, Luis de Guindos, también ha avanzado que el Gobierno mejorará la previsión de crecimiento económico para este año, que actualmente está en el 2,3%, cuando se presenten los Presupuestos de 2018.

De Guindos no ha concretado cuál será la nueva previsión, aunque ha apuntado que el comportamiento de la economía española sitúa el escenario central por encima del 2,5% durante su intervención en el Spain Investors Day.




















All copyrights for this article are reserved to Economía

Quantcast