A veces no valoramos suficientemente lo propio por estar demasiado cercano. Este podría ser el caso de la Sant Andreu Jazz Band, un modélico proyecto musical liderado por Joan Chamorro que pretende formar a los jóvenes tanto en el aspecto artístico como en el personal. Su único requisito consiste en amar este tipo de música y estar dispuestos a jugar e improvisar con él. Es una cantera de nuevos talentos de la que han salido nombres ya internacionales como los de Andrea Motis, Rita Payés, Eva Fernández, Magalí Datzira, Marc Martín o Èlia Bastida. Pese a tratarse de una idea local es admirada en el mundo entero por los más grandes de esta especialidad que reclaman que esta metodología se traslade a sus países. Cada año celebran su fiesta que, en esta octava edición, conmemora los 15 años de la formación y está dedicada al trombonista Toni Belenguer, recientemente fallecido.

Como ya es habitual incluye el Jazz Education Stage, una experiencia de cuatro días para enseñar y practicar la metodología que se aplica en este centro y cuya finalidad última es que los más jóvenes (y los que no lo son tanto, también pueden asistir profesores interesados en conocer su filosofía) se enamoren de este estilo musical. Pero, para el público en general, paralelamente, se programa Jazzing, una serie de interesantes conciertos, así como presentaciones de discos, otro elemento habitual de este evento. Ambos ciclos podrán seguirse también en streaming, y a precio reducido, a través de la plataforma Scenikus. Descubramos lo que nos preparan de aquí al domingo en su lugar de encuentro habitual, la Fàbrica de Creació Fabra i Coats.

Dos nuevos discos, piano y violín

Hoy conoceremos los trabajos de dos de sus alumnos más aventajados. Para empezar, el trompetista ampurdanés Joan Mar Sauqué, al frente de su trío (que completan el guitarrista Josep Traver y el contrabajista Giuseppe Campisi), nos descubrirán Gone with the wind (20 horas). Su título no guarda relación alguna con la célebre película Lo que el viento se llevó más allá de recuperar viejos temas, algunos más conocidos que otros, como el clásico I Only Have Eyes for You, que versionaron desde Frank Sinatra a Rod Stewart, otros dos popularizados por Dizzy Gillespie como Ray’s idea o In the land of Oo-bla-dee, así como Kitchenette across the hall, con la que pretenden difundir la obra del menos conocido Tadd Dameron. Completará esta primera jornada la cantante Gabriela Suárez, que presentará Moonlight in Vermont (21 h.) acompañada por el piano de José Alberto Medina, el contrabajo de Tanausú Santana y la batería de David Xirgu y grabado en Nueva York. Suárez, artista revelación de los Premios Canarios de la Música 2021, tiene una voz de otra generación que te transporta a los años 30 con aroma a Billie Holiday, Ella Fitzgerald o Sarah Vaughan.

Mañana viernes arrancará con otra presentación, la de Meraki, creado por la pianista Carolina Alabau y la violinista Èlia Bastida (20 h.), ambas también vocalistas y percusionistas. Las dos artistas comparten su amor por la buena música, la improvisación y sus ganas de disfrutar y hacer disfrutar al público presente. Han vertido su musicalidad y sus gustos musicales en este proyecto en el que combinan temas propios, música brasileña, mediterránea y tradicional siempre con el diálogo entre los instrumentos y las voces como principal elemento. Les seguirán la pianista y cantante Dena DeRose y el saxofonista Scott Hamilton (21 h.), dos reconocidos músicos norteamericanos de nivel internacional que estarán acompañados por dos importantes músicos de la escena del país, David Xirgu y Manel Fortià. Un concierto para disfrutar del swing, de los estándares y de la mejor música.

Homenaje a un veterano y dos debutantes

El sábado será el día dedicado al añorado Toni Belenguer (20.30 h.), el trombonista que falleció hace casi un año y que colaboró con el proyecto en diversas ocasiones. Durante el concierto se interpretarán algunos de los temas que el músico valenciano grabó con la Sant Andreu Jazz Band o compuestos por él como Densificación por fuga. Pero también participarán tres grandes amigos muy vinculados a su trayectoria: Carlos Martin (trombonista), Perico Sambeat (saxofonista ) y Francisco Blanco Latino (saxofonista e impulsor de Sedajazz, agrupación en la que Toni creció y con la que colaboró en múltiples ocasiones). Igualmente intervendrán artistas consagrados de la orquesta como Andrea Motis, Rita Payés o Èlia Bastida, así como la sección de trombones de la banda. En el repertorio figurarán temas de autores de Broadway como Oscar Hammerstein II o Ira Gerswhin, clásicos como Angel eyes o Sweet and lovely y hasta un tema brasileño, la Samba em prelúdio de Vinicius de Moraes y Baden Powell. Un merecidísimo tributo a un músico que nos dejó demasiado pronto pero que nos legó una obra muy importante.

El domingo a mediodía (13 horas) será el momento en el que Chamorro presentará a dos jóvenes promesas que lanzan sus primeros discos que llevan por títulos sus propios nombres. El primero será Marçal Perramón, que domina el saxo alto y el clarinete, que proviene de una familia de músicos y ha formado parte de la banda durante ocho años antes de empezar a volar en solitario. Chamorro destaca su evolución: “A nivel instrumental, su sonido iba adquiriendo cada día que pasaba más matices, más profundidad, más calidez, inspirado en los grandes tenores de la historia del jazz. Su disco se mueve por diferentes sonoridades con algunas pinceladas de temas brasileños, interpretados por Alba Armengou a la voz, un tema de big band con toda la Sant Andreu Jazz Band y un tema vocal interpretado por Andrea Motis”. El otro joven debutante es Joan Martí, que empezó en esta formación cuando tenía tan solo 7 años y «ya era un niño serio, responsable y muy ordenado, con un sentido del humor muy especial». Quince años después presenta su debut que según Chamorro destaca por su “equilibrio entre arreglos para varios instrumentos y temas en cuarteto o en quinteto, rindiendo también homenaje a los grandes del jazz”. Está compuesto por grandes estándares como el Nature Boy (que popularizaron Nat King Cole, David Bowie y la película Moulin Rouge), Indian Summer (que fue la popular melodía del consultorio de Elena Francis), el inmortal Stardust, la brasileña Água de beber o Marshmallow, donde aparecen ambos.

La newsletter de On Barcelona

Dicen que si activas esta newsletter delante de un espejo a medianoche, se te aparece Pocholo y te lleva de fiesta. Ana Sánchez te descubre cada semana los planes más originales de Barcelona.

Suscríbete

Final con la banda e invitados de lujo

Para cerrar con un broche de oro esta fiesta jazzística, la Sant Andreu Jazz Band ofrecerá un concierto (19 h.) acompañada por todos los músicos anteriormente citados que conforman un auténtico dream team. Esta actuación estará repleta de temas inolvidables entre los que figuran tres deliciosas canciones de Cole Porter (It’s all right with me, From this moment on y Every time we say goodbye), dos clásicos de Hoagy Carmichael (Stardust y Georgia on muy mind), de Jerome Kern (All the things you are, Nobody else but me) y no podía faltar el tributo al gran Duke Ellington (Do nothing til you hear from me). Una recopilación de fantásticas melodías que sonarán con más entusiasmo que nunca gracias a estos pequeños grandes músicos y sus estrellas invitadas. Un memorable colofón a estos 15 años de vida que, seguro, son solo el principio de esta idílica relación entre el barrio de Sant Andreu y la música.

item

Jazzing y Jazz Education Stage.

¿Dónde? La Fàbrica Fabra i Coats (Sant Adrià, 20) y plataforma Scenikus.

¿Cuándo? desde hoy y hasta el domingo a diferentes horas.

Precio: de 15 a 25 euros. Abonos: de 40 a 80 euros. En ‘streaming’: de 8 a 30 (abono) euros.

Más información: Sant Andreu Jazz Band.

Noticias relacionadas

All copyrights for this article are reserved to Portada