El Gobierno ha presentado este jueves las alegaciones al recurso del PP contra los decretos ley que prevé aprobar el Consejo de Ministros en los llamados «viernes sociales». El escrito pide a la Junta Electoral Central (JEC) que inadmita la reclamación del PP por considerar que la JEC «carece de competencia» para juzgar los actos del Ejecutivo, a la vez que recuerda que la fórmula de los decretos ley ha sido utilizada sin problemas por anteriores gobiernos del PP y del PSOE.

Documento

Alegaciones

Alegaciones

También argumenta que las acusaciones de «electoralismo» lanzadas por el PP son genéricas y difícilmente constatables. El Gobierno se remite a la propia doctrina de la JEC, según la cual no le corresponde «la autorización previa de actos institucionales» ni «realizar actuaciones preventivas«, por lo que el control que reclama el PP excede manifiestamente del ámbito de actuación de la Junta. 

En sus alegaciones a la reclamación presentada por el PP sobre su acción de Gobierno y su difusión, el Ejecutivo también ha defendido mantener las ruedas de prensa posteriores a la reunión del Consejo de Ministros -que los populares piden prohibir en periodo electoral- porque su carácter «político-informativo» es incompatible con las «campañas» que denuncian los populares.

Considera además «inconcebible» que se plantee siquiera suprimir la difusión de los acuerdos del Gobierno porque provocaría una «quiebra» del derecho de información que recoge la Constitución.

El escrito de alegaciones del Gobierno advierte además de que el PP no identifica actuaciones concretas o determinadas en su denuncia, y solo presume que en el futuro habrá una «campaña de aprobaciones» de decretos ley con un «claro tinte electoralista». Y se pregunta con arreglo a qué criterios podría la Junta diferenciar unos decretos electoralistas de los que no los son.

Falta de precedentes

El ministro de Fomento, José Luis Ábalos, ha apuntado que el Gobierno ya ha presentado alegaciones a la Junta Electoral Central por el recurso presentado por el PP en relación a las ruedas de prensa celebradas tras el Consejo de Ministros, asegurando que «no hay precedentes de incomparecencia».

Durante su intervención en un encuentro organizado por Fórum Europa en Almería, ha manifestado que el ejecutivo espera la respuesta de la Junta Electoral Central, aunque ha insistido en que se trata de un «hecho insólito» y que nunca ningún Gobierno ha dejado de celebrar estas ruedas de prensa.

Ha mantenido que en circunstancias similares el anterior Gobierno del popular Mariano Rajoy aprobó 418 medidas por 3.400 millones de euros en ocho reuniones del Consejo de Ministros. «Un poco de rubor, ¿no? Lo que tú has hecho, no puedes pedirle a los demás que no lo hagan», ha dicho.

Ministros candidatos

En esta línea, ha subrayado que la vicepresidenta Soraya Sáez de Santamaría comparecía tras cada Consejo, incluso acompañada por «algún ministro que era candidato por alguna circunscripción», o que «Aznar y Cascos cuatro días antes de las elecciones estaban inaugurando obras«.

«Es tal el estado de debilidad, desesperación y nervios que todo lo tienen que enfrentar así. Han pedido elecciones desde el minuto cero y una vez que se ha dicho la fecha están nerviosísimos, parece que es casi una maldición que los sueños se cumplan», ha argumentado.

All copyrights for this article are reserved to Portada