• El nuevo rostro del programa es una recién llegada al salseo rosa. Ha sido presentada como «periodista de datos», pero los seguidores del magazín creen que va a ser un relevo en la conducción del espacio. 

«Soy vasca y muy cabezota», decía Adela en el vídeo con el que Mediaset la presentaba a sus parroquianos habituales. La periodista, nacida en 1973 en Lasarte-Oria, en la periferia de San Sebastián, habla con amor y orgullo de Euskadi, que no duda en reconocer como hogar, aunque, por motivos laborales, viva en Madrid.

Probablemente, si a la Adela de hace un año le contasen que sería el nuevo rostro de ‘Sálvame’ no se lo creería. Su salto al corazón no es el más habitual en el de una periodista con su trayectoria. Ha trabajado en EITB, Radio Euskadi, la agencia Efe, Telemadrid y La Sexta. Y, claro, siempre con un registro más serio que el de la prensa rosa. 

Su salto a la televisión nacional se dio con su incorporación en ‘Más vale tarde’, magacín informativo de La Sexta presentado, por ese entonces, por Mamen Mendizábal, a la cual sustituyó durante varios veranos. «Sobrevivimos a base de café”, bromeó cuando le preguntaron sobre la presión de dirigir el programa.

Su incorporación se da en calidad de periodista de datos. Eso sí, de datos del corazón. En su debut, por ejemplo, repasó en un mapa de la Península todos los sitios por donde habían pasado Anabel Pantoja y su ex en las últimas semanas. «Tendrá el cometido de contextualizar y aportar datos relevantes que actualicen, complementen o resuman las informaciones y los temas que se traten», comunicaba Mediaset. En principio, su rol se limitará a lo informativo y no se unirá a los gritos de sus largos debates. 

La encargada de romper el hielo y demostrar a Adela que el tono de ‘Sálvame’ es opuesto al que está habituada fue Anabel Pantoja, que se equivocó al interpelarla y la bautizó como «Adeslas». Fue el chiste del programa. 

La incorporación de Adela coincide con la sonada desaparición de Paz Padilla. Algunos fans del programa ya elucubran en las redes que la presentación que Mediaset ha hecho de la vasca (con varios vídeos, gags y mucha expectación) no son habituales, y menos aún para alguien con el modesto rol de la reportera. Además, sus declaraciones («me vais a querer muchísimo», prometió) alimentaron las llamas de estas teorías fan, que lo veían como un presagio de la más que probable sustitución de la gaditana.

Como apuntaba el periodista Javier Silvestre, que da por supuesto el abandono de Padilla del programa, «nadie se ha pronunciado aún sobre en qué posición queda Carlota Corredera, si también su puesto está ahora amenazado por este nuevo fichaje». ¿Será Corredera, cuya presencia en el programa siempre ha estado manchada por polémicas, desplazada en favor de Adela?   

«TE HAS CARGADO TU CARRERA»

Aunque Adela se muestra entusiasmada por la nueva etapa, decenas de tuiteros no han tardado en echarle en cara su decisión, con comentarios como que «vale demasiado para ese programa» o acusaciones como «te has cargado tu carrera».

Noticias relacionadas

En 2020, «la vida cambió en un minuto», dijo en una carta abierta que escribió tras la muerte de su hija, Andrea, por un cáncer «de los raros», diagnosticado cuando tenía 6 años. «Quimio, cirugía, radio y más quimio, cerca de 10 meses», recordaba. La carta concluía con un «eskerrik asko» (gracias, en euskera) a los que la acompañaron, ya que no se veía con fuerzas de responder a todos.

¿Quién es Adela fuera de su trabajo? Difícil saberlo. Su Instagram, privado. Su familia, igual de privada. Su currículum, sin escándalos. ¿Cambiará este hermetismo ahora que ha entrado en el ruedo rosa? Tocará verlo. 

¿Ya eres usuario registrado? Inicia sesión

Este es un contenido especial para la comunidad de lectores de El Periódico.

Para disfrutar de estos contenidos gratis debes navegar registrado.

All copyrights for this article are reserved to Portada